Siguenos en las redes

Tecnologia

Eclipse solar 2019: dónde se verá y cuánto tiempo durará este martes

En Colombia podrá observarse en algunos puntos del centro y sur del país.

Desde diferentes puntos de Suramérica se podrá observar el eclipe de Sol, con Argentina y Chile como países privilegiados

Los habitantes del continente suramericano lo esperan con ansias. Se trata del eclipse solar del próximo 2 de julio, que se podrá divisar en gran parte del Océano Pacífico y América Latina.

Desde diferentes puntos de Suramérica se podrá observar el evento de forma parcial, sin embargo, solo en una franja de unos 140 kilómetros de diámetro que atraviesa Argentina y Chile se podrá disfrutar del espectáculo astronómico en su totalidad.

En Colombia no se podrá divisar completamente el fenómeno, solamente se verá de manera parcial. En Bogotá iniciará a las 3:07 de la tarde, llegando a su punto máximo a las 3:38 de la tarde. El eclipse de sol finalizará a las 4:08 de la tarde.

Los lugares privilegiados para disfrutar de este eclipse de sol son Chile y Argentina. Solo en una franja de unos 140 kilómetros de diámetro que atraviesa ambos países se podrá disfrutar del espectáculo astronómico en su totalidad.

Al año, el planeta puede experimentar entre dos y cuatro eclipses de sol, pero las condiciones espacio-temporales para visualizar un fenómeno así en un mismo lugar «se dan muy raramente», explicó el astrónomo argentino Armando Mudrik.



Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tecnologia

Niña de 12 años contrajo una mortal bacteria ‘comecarne’ en playa de Florida

Por culpa de este microorganismo, una mujer perdió la vida recientemente tras sufrir fascitis necrotizante. Publicidad

Lynn Fleming se tropezó en una playa del condado Manatee y se hizo una pequeña herida. Al regresar al mar, contrajo la peligrosa bacteria que al final terminó por quitarle la vida.

Contra esta misma enfermedad está luchando Kylei Brown, la menor que se infectó en circunstancias similares.

Los centros para el control y la prevención de enfermedades en Estados Unidos advierten que una de cada 3 personas que contraen esta bacteria pierden la vida.

“Es más común en personas que por ejemplo son diabéticas o personas que tienen algún proceso inmune y que además de eso pueden tener cortadas en la piel o heridas en la piel, por donde puede entrar esta bacteria”, explica Carlos Rivero, médico del hospital Coral Gables.

Especialistas aseguran que la infección avanza muy rápido, por lo que es necesario identificarla y tratarla médicamente tan pronto como sea posible, en especial antes de 48 horas. El primer síntoma es dolor intenso, después produce daños en el tejido que está por debajo de la piel.

Aunque estas bacterias siempre han existido, con el calentamiento de la temperatura en el mar se da un ambiente propicio para que aumenten.

Kylei lleva tres cirugías y necesitará meses de terapia para que pueda volver a caminar.

Continuar leyendo

Tecnologia

Este es el día de la semana que es más probable que la gente sufra un ataque cardiaco y por qué

Un experto en desarrollo personal arrasa en las redes sociales con este video sobre los peligros de postergar la felicidad en busca del éxito económico.

“¿Sabe qué día de la semana está usted más propenso a morir de un ataque al corazón? Es el lunes”. Así comienza el video de Prince Ea al que se le ve en una cama de hospital mientras reflexiona sobre la vida.

“¿Quiere saber a qué hora? Es entre las 8:00 a.m. y las 9:00 a.m.”, precisa este influenciador que, acto seguido, explica las razones por las que los lunes a primera hora del día la gente está más propensa a sufrir un paro cardiaco.

Richard Williams, más conocido como Prince Ea, se levanta de la cama mientras afirma que es el mismo día en que las personas se preparan para ir a los trabajos que odian. “¿Coincidencia?”, se pregunta. “No lo creo”.

En el video titulado “Stop wasting your life” (Paren de malgastar su vida), Prince Ea hace varias invitaciones:

– “Tenemos que dejar de vivir como gente-después, para convertirnos en gente-ahora”.

– “Debemos encontrar un trabajo que amemos o poner más amor a nuestro trabajo”.

 “¿No tendría que venir la vida antes que el trabajo?”.

– “Creo que tanta gente sufre de ataques cardiacos porque están metidos en trabajos en los que su corazón simplemente no participa”.

El video de siete minutos ha sido reproducido más de 32 millones de veces en Facebook y 2,1 millones de veces en YouTube.

Continuar leyendo

Tecnologia

El semen congelado es viable para reproducir la especie humana fuera de la Tierra

Científicos planean realizar estudios similares en ovocitos y embriones para determinar si se pueden producir reproducciones asistidas en el espacio.

El semen congelado mantiene su viabilidad en condiciones de ingravidez en el espacio, por lo que podría servir para hacer reproducciones de la especie humana fuera de la Tierra, según una investigación de científicos españoles divulgada este lunes.

La investigación es un primer paso de un proyecto más amplio para determinar la viabilidad de crear bancos de células reproductoras (gametos) en el espacio y «reproducir la especie humana fuera del planeta», explicó la doctora que lideró el trabajo, Montserrat Boada.

Varios estudios habían descrito ya cómo afecta la ingravidez a estructuras celulares y moleculares, al sistema cardiovascular, músculo-esquelético, nervioso y endocrino del cuerpo humano.

Pero el impacto de la falta de gravedad «sobre las células germinales, como los espermatozoides o los óvulos, y sobre la reproducción humana no se conoce con detalle», según Boada.

Por este motivo, investigadores del centro de reproducción Dexeus Mujer de Barcelona e ingenieros de la Universidad Politécnica de Cataluña (UPC) analizaron si la exposición a condiciones de microgravedad similares a las que se dan en el espacio exterior afectan a diversas muestras de esperma congelado.

El trabajo demostró que la microgravedad no afecta a la viabilidad del esperma humano congelado, ya que «la concentración, movilidad, vitalidad y fragmentación del ADN espermático no sale alterado en ninguno de estos tests, comparados con las propiedades en condiciones de gravedad de la Tierra», explicó Boada.

«El año pasado, la NASA anunció un estudio en esta misma línea denominado Micro-11 que investiga los efectos de la microgravedad en la Estación Espacial Internacional, pero todavía no ha publicado nada de los resultados obtenidos», puntualizó Boada, que aseguró que «este es el primer estudio sobre los efectos de la microgravedad en muestras de esperma humano congelado».

«Si en un futuro tenemos que reproducirnos fuera de la Tierra, ¿cómo debería ser? Tal vez la reproducción asistida sería la técnica más comúnmente utilizada», sugirió la investigadora.

El estudio se realizó con diez muestras de semen de otros tantos voluntarios sanos, y cada una de ellas se dividió en dos fracciones: una para el estudio en condiciones de microgravedad y otra de control.

Todas se congelaron en nitrógeno líquido a -196º C y las fracciones para el experimento se introdujeron en un tanque específico para transporte aéreo y sometidas a condiciones de microgravedad durante un vuelo, explicó el profesor de la UPC Antoni Pérez-Poch.

Después, el esperma fue descongelado y analizado y se compararon con las fracciones de control, que fueron descongeladas y analizadas en paralelo para ver si había variado distintos parámetros sobre su capacidad fértil.

Los resultados revelaron que no había diferencias significativas en ninguno de estos parámetros entre las fracciones sometidas a la microgravedad y las que se mantuvieron en condiciones de gravedad terrestre.

«Hemos empezado con esperma porque su disponibilidad para el estudio no está sujeta a restricciones legales, pero nuestro proyecto también quiere analizar los efectos de la microgravedad en ovocitos y embriones, aunque para ello tendremos que contar con el permiso de la Comisión Nacional de Reproducción Humana», reconoció.

«El estudio quería demostrar si se puede desplazar esperma congelado de la Tierra al espacio. Luego veremos si se fecundaría correctamente, si se podría implantar y si darían lugar a un embarazo. Este el primer paso de un proyecto más grande que es saber qué capacidades de reproducción tendríamos fuera de la Tierra», concluyó Boada.

La investigación, presentada en el 35º Congreso de la Sociedad Europea de Reproducción Humana y Embriología (ESHRE por sus siglas en inglés) que se celebra esta semana en Viena.

Continuar leyendo

Trending